Rio 2016

Ruth Beitia convierte en oro su “segunda oportunidad” en salto de altura

Ruth Beitia

Los Juegos Olímpicos se están acabando y España ha sumado dos medallas más gracias al oro de Ruth Beitia en salto de altura con 37 años y al equipo de baloncesto femenino, plata. De las 14 que lleva España, más de la mitad, ocho, se las han colgado mujeres.

RECORD. Ya recordé cuando empezó a competir Ruth Beitia, que la cántabra estaba dispuesta a aprovechar su “segunda oportunidad”, como ella ha llamado a los Juegos Olímpicos de Río 2016, y conseguir una medalla, después de haber anunciado su retirada tras Londres 2012 y volver a la competición. Ahora, con 37 años, Ruth Beitia ha ganado el oro en salto de altura, con 1,97 metros.

“Este oro es al trabajo de 26 años con Ramón Torralbo”, Ruth Beitia

La grandeza de Ruth Beitia, que se ha convertido en la primera española en ser campeona olímpica en atletimso, es tal que lo primero que ha hecho ha sido compartir su éxito con su entrenador: “Ha sido increíble. Se ha cumplido el sueño, soy medallista olímpica. Este oro es al trabajo de 26 años con Ramón Torralbo, mi entrenador, mi 50%. Esta medalla es tanto suya como mía. Esta segunda oportunidad que me ha dado la vida ha sido para demostrar todo el trabajo que hemos hecho estos 26 años, 26 años caminando juntos y criando canas”.

Ruth Beitia culmina así un magnífico palmarés que incluye dos medallas de oro europeas (unida a la de Helsinki 2012 anterior a Londres 2012, donde fue cuarta), una medalla de bronce en el Mundial de Moscú 2013, dos medallas en mundiales de pista cubierta y el título europeo en pista cubierta de Gotemburgo 2013.

selección española baloncesto femenino

Las que también completan un maravilloso recorrido en los últimos años son las jugadoras de la selección española de baloncesto femenino. El éxito estaba asegurado con la clasificación para la final olímpica, así que la superioridad que mostraron los EE UU no empaña el torneo casi perfecto que ha hecho España. Solo han perdido con las americanas. En la final fue el resultado fue de 72-101, pero la alegría de las jugadoras fue enorme al recoger la medalla de plata y en la celebración.

ON. Excelente la actuación de Carolina Rodríguez en su tercera y última aparición en unos Juegos Olímpicos en gimnasia rítmica. La leonesa ha acabado en una meritoria séptima posición, toda un éxito porque con 30 años se ha convertido en la gimnasta más longeva en participar en unos Juegos. Carolina Rodríguez dice adiós a la gimnasia con un diploma olímpico.

Carolina Rodríguez

Sus compañeras en el conjunto (Alejandra Quereda, Lourdes Mohedano, Artemi Gavezou, Elena López y Sandra Aguilar), se han clasificado para la final con la mejor nota, por delante, incluso, de las rusas. 37.749 puntos por 35.516. ¡Vamos equipaso! ¡A por medalla!

La primera rotación comenzará a las 16.00 horas y la segunda, 50 minutos después, a las 16.50 h. Las españolas pueden repetir el oro que ya consiguieron en Atlanta 1996.

PAUSE. La sudafricana Caster Semenya, campeona mundial de 800 metros en 2009, rebajó su marca personal hasta 1:55.28 y se proclamó campeona olímpica con gran autoridad sobre el resto, haciendo renacer la polémica sobre el hiperandrogenismo que padece y que la obligó a bajar sus niveles de testorena, que ella aduce que son naturales y de producción endógena. El TAS dictó una moratoria de dos años en 2015 y Semenya amenaza ahora el récord mundial, que lleva 33 años en poder de Jarmila Kratochvilova (1:53.28).

La polémica ha vuelto con Semenya

OFF. Me duele, pero le voy a dar un tirón de orejas a Carolina Marín, oro olímpico en bádminton, por unas desafortunadas declaraciones después de la semifinal contra la china Li Xuerui. La jugadora española comentó: “La lesión de la rival fue para intentar sacarme del partido, ya me lo hizo más veces”.

Por desgracia para la china, no fingía. Sufrió una rotura del ligamento cruzado y del menisco y no pudo presentarse al partido por el bronce. Las palabras de Carolina las achaco a la presión y a la tensión de un partido tan importante, pero no debería dejarse llevar delante los micrófonos cuando las pulsaciones están a tope. Como es la primera vez, y solo tiene 23 años, no hay que tenérselo en cuenta y considerarlo solo un desliz de una gran campeona. ¡Vamos, Carol!

4 Comments

Lo más visto

To Top